martes, 30 de septiembre de 2014

El episodio homofobo en el debate presidencial

El pasado 28 de septiembre se celebró uno más de los debates electorales previo a las elecciones del domingo. En este tipo de debates, muy abiertos y ágiles en comparación a los debates típicos de las elecciones en España, participan todos los seis candidatos cuyos partidos tienen representación parlamentaria en la legislatura vigente. Para gestionar el tiempo, el debate se divide entre bloques en los cuales, los candidatos pueden lanzarse preguntas entre ellos o bien un grupo de periodistas preguntan por turnos a los candidatos. 

En el último de estos debates, la polémica surgió cuando la candidata del PSOL (Partido Socialismo e Liberdade) preguntó sobre la conveniencia o no de la aprobación del matrimonio entre personas del mismo sexo al conservador Lexy Fidelix, del Partido Renovador Trabalhista Brasileiro. Su respuesta fue la siguiente:
Tengo 62 años. Por lo que vi en la vida, dos iguales no hacen frio. Y digo más, disculpe, pero el aparato excretos no reproduce. (...) He visto al Papa purgar del vaticano a un pedófilo. Tiene razon. (...) Yo como presidente de la república, no lo voy a estimular. Si está en la ley, que se quede donde está, pero estimular la unión homoafectiva jamás. 
La candidata del PSOL, juntamente con otros miembros del partido y militantes LGTB han denunciado a Fidelix por sus declaraciones homófobas.